15 de agosto de 2013

La secuela de “Nada es lo que Parece” se hace realidad.

Por más que este algo cansado de anunciar interminables secuelas, incluso aquellas que de verdad anticipo, siempre me queda lugar para las poco probables. Uno de los éxitos sorpresa en este año de diversos fracasos económicos, “Nada es lo que Parece” demostró que no solo las franquicias establecidas tienen lugar en la taquilla, y que las historias de cero son, más allá de sus resultados, más creativas.

En lo personal no encontré demasiado, más allá del consistente entretenimiento, en “Now You See Me”, pero sí se mostró recomendable a la hora del boca a boca, asegurándole un lugar en la taquilla mundial cada semana, recaudando el triple de su presupuesto (Lleva 6 millones de pesos recolectados en nuestro país). A la larga, esto es lo que estuvo viendo la gente de Lionsgate en los últimos meses, confirmando ahora, una segunda parte en la historia de los magos estafadores.

Siendo un material original, no ligado a algo más, la primera desafío a otros estudios, demostrándoles que un presupuesto por las nubes  y una adaptación no es la receta para el éxito, sino que innovar de vez en cuando no viene mal. Es probable que se inclinen por otro argumento de venganza viendo lo sucedido en la primera, pero sí hay lugar para imaginar en una de las muchas secuelas esperadas para este 2015, ésta es una.

No hay comentarios:

Publicar un comentario